Empieza el Día Haciendo (al menos) una de tus Tareas Clave

Uno de los hábitos de Productividad Personal que mejor y más resultado me han dado siempre, es el de empezar cada día haciendo una tarea verdaderamente importante. No abro el Email, no miro los titulares del día, no compruebo mi buzón de voz, no chequeo mis descargas, no hago clic en el navegador… lo primerísimo que hago es empezar y terminar una de las grandes tareas de mi día.

Tarea Inicio Dia

Si nunca lo has probado, te invito desde mañana mismo a hacerlo. Los resultados se ven de forma inmediata y es una manera formidable de empezar tu día de trabajo. Dame unos minutos y te explico el porqué y cómo hacerlo bien.

¿Por qué es un buen hábito?

Las Tareas Clave son la columna vertebral de tu trabajo, las cosas importantes de verdad. Las que producen resultados, te hacen avanzar, dejan huella y cuando las terminas te dan satisfacción. Hacer muy bien; incluso más, hacer extraordinariamente bien esas tareas supone que cada minuto de tu trabajo valga más.

El hecho de empezar cada día haciendo (al menos) una de estas tareas, te brinda poderosos beneficios. Atento:

Porque a primerísima hora toda tu atención, energía, intensidad y agilidad mental están intactas. Y es más inteligente invertir todo eso en una tarea importante de verdad, que no hacerlo en una tarea menor, mecánica o rutinaria. De este modo administras e inviertes mejor tu capacidad (que luego, a lo largo del día, se va perdiendo).

Porque a primerísima hora dispones de un tiempo que luego nunca es posible encontrar. El día se complica, llegan los problemas, los imprevistos y los marrones. Si no haces una gran tarea al comienzo del día luego te resultará más difícil hallar el tiempo para hacerla bien.

Porque terminar una de estas tareas a primerísima hora supone que has conseguido un avance real y tangible. Cuando de otro modo podrías estar haciendo algo de importancia irrisoria, tú ya has conseguido uno de tus 2-3 objetivos para ese día.

Porque a primerísima hora suele haber menos distracciones. Por tu parte y por la de las personas que trabajan contigo. Luego, con el transcurso de las horas, las interrupciones se disparan. Sin distracciones e interrupciones haces tu trabajo en menos tiempo y con más calidad. Y cuando hay Tareas Clave por el medio esto cuenta mucho más.

Porque completarla a primerísima hora te da ánimos y satisfacción, y te proporciona el ritmo e intensidad de trabajo que necesitarás para encarar bien el resto de cosas que te esperan.

Porque hacer una de estas tareas a primerísima hora supone dejar atrás una de las dos o tres grandes “rocas” del día. Son tareas complejas y exigentes, todo un reto para ti y tu intelecto. Así que incluso antes de abrir el Email ya has dejado atrás uno de los grandes escollos de tu agenda.

¿Cómo hacerlo bien?

Tampoco tiene mucha ciencia. Se trata simple y llanamente de hacer y completar una de las 2-3 grandes tareas de tu día. Pero para hacerlo bien y aprovechar de verdad esa privilegidada franja tiempo al comienzo del día, yo sugeriría seguir estos sencillos puntos:

  • Ten muy claro antes de empezar qué tarea vas a hacer. Yo te recomiendo que la decidas incluso el día antes, momentos antes de irte a casa.
  • Abre única y exclusivamente la aplicación o herramienta que necesites para hacer y completar esa tarea.
  • No abras el Email porque entonces nunca podrás terminar esa tarea.

Y si “le pillas el gusto” a esto de hacer tareas importantes de verdad antes de ponerte con el resto de cosas, prueba a hacer dos Tareas Clave en lugar de una. Si puedes y te animas, inténtalo. Lo fantástico de la Productividad Personal es que aquí sí hay «Control-Z» y puedes deshacer cualquier nuevo gesto que pongas en marcha. Si lo pruebas y no te gusta o no te funciona, dejas de hacerlo :-)

No te quedes aquí, descubre más...

Sobre el Autor

Artículo escrito por Berto Pena. Mi misión es ayudarte a que trabajes de forma eficaz y a que tomes el control de tu vida. Con hábitos y recursos inteligentes, vas crear, como hice yo, una versión mejorada de ti. En este Blog te cuento cómo...

Se busca emprendedor - 19 enero 2011

Bien, me has convencido. ¡Lo probaré Berto!

Un Saludo ;)

magdalena merelo - 19 enero 2011

¡Vamos a probar!

Alvaro´C - 19 enero 2011

Si estoy respondiendo a este post es porque antes lo he leído en Twitter, ergo mal empiezo jajaja
Me parece muy buen propósito, para poner en práctica poco a poco, que es como mejor se sedimental los buenos hábitos =)

Franck - 19 enero 2011

A mi me va de maravilla el hábito que recomiendas Berto!

Aunque lo dices sin mencionarlo explicitamente, añadiría no abras Internet a no abras el Email. Si empiezas a navegar y a vaguear en las redes sociales y que tu proposito era otro (estudiar un curso, redactar un informe, escribir un ebook, preparar una presentación, etc.) pues el riesgo de dispersión es igual incluso aún mayor

Intento usar esta primera hora para pensar, y plasmar ideas de forma esquematica en hojas A4 o grabar mis posts en formato audio con una grabadora o video con mi camara Flip. Lo bueno de hacer una actividad “offline”, es que ni siquiera tengo que encender el PC. Fuera distracciones, 100% productividad.

Es alucinante lo que logras hacer en 60 minutos sin ninguna distraciones. Muy recomendable!

    Berto Pena - 19 enero 2011

    Sin duda Franck. Si logras extender un poco más esa primera franja del día, todavía sacas más cosas adelante. Si son dos tareas importantes, mejor.

    En esa primera franja del día tu capacidad de trabajo es muchísimo mayor al resto del día. Al final, se trata de administrar bien o despilfarrar tu capacidad diaria :-)

Francisco Sáez - 19 enero 2011

Hace un par de meses leí acerca de la técnica de las “grandes rocas” en Zen To Done, de Leo Batauta, y desde entonces la vengo utilizando tal como recomiendas. Tengo que decir que, aunque cuesta un poco al principio (desconectar de internet y el mail, sobre todo), son totalmente ciertos todos los beneficios que mencionas y la productividad general del día aumenta muchísimo.

Francisco Sáez - 19 enero 2011

Se me olvidó añadir: Date una recompensa desde de completar tu Tarea Clave. Eso te da un refuerzo positivo y ayuda a establecer el hábito.

    Berto Pena - 19 enero 2011

    Importante e interesante ese punto, tienes toda la razón. Recompensar con estímulos o pequeños ratos de ocio y, sobre todo, pararse a reconocer el avance. (No hay cosa peor que pasar a la siguiente tarea como si fuéramos una cadena de montaje.)

vredondof - 19 enero 2011

NOTA DE VREDONDOF: Quiero prestarle especial antencion a este articulo de Berto Pena , por su gran interes GENERAL ( o eso es lo que yo pienso).

Estoy de acuerdo basicamente en todo (Sobre todo en el CUANDO y en el PORQUE) exceptuando en la NOMENCLATURA (Significado : nomenclatura f. Conjunto de voces propias de una ciencia.) que utiliza en su TECNICA (CIENCIA) de organizacion.

Para mi es muy NECESARIO TENER MUY BIEN DEFINIDA esa nomenclatura , si no la CONFUSION PERSONAL es grande y ya no digo en la comunicacion con los demas.

Por ello yo prefiero sustituir las nomenclatura [“UNA” “TAREA CLAVE”] , por [“LO” “IMPORTANTE”].

Lo primero que debemos definir son las CATEGORIAS y sus NOMENCLATURAS.

NIVEL (TIPO) se le asignara la categoria = PY ( Proyecto) , G (Gestion) , T (Tarea).

TEMPORALIDAD se le asignara la categoria = O (Ocasional) P (Permanente) (Hay una que estoy experimentando y se llama D de DINAMICA – Explicare algun dia).

CELERIDAD se le asignara la categoria = U (Urgente) o ninguna (normal).(algunos han elegido # para la U)

IMPORTANCIA se le asignara la categoria = I (Importante) o ninguna (normal)(Algunos han elegido * para la I ).

PLANIFICACION (Pf) (CUANDO) – Se le asignara la categoria = D (Diaria) S (Semanal) M (Mensual) C(Cttral) A (Anual).

En cuanto al resto (Cuando y Porque ) es una realidad que como mecanismo de autodefensa empecemos el dia con “cosas” que nos apetecen y/o comodas ( al menos a mi me pasa) , por ello BEBEMOS obligarnos a una IMPORTANTE en la planificacion correspondiente [( D(Diaria) S(Semanal) M(Mensual) C(Cttral) A(Anual)]

Publicado en
http://tabloncentral2010.blogspot.com/2011/01/ap-empieza-el-dia-haciendo-una-tarea.html

Moroni Montoya - 19 enero 2011

Hoy lo puse a prueba, y después vine a ver el blog para encontrarme con testa sorpresa. Coincidencias? hhhmmmm…

buen post, gracias y seguimos.

Chema - 19 enero 2011

Me parece un post de lo más interesante y creo que el empezar con la tarea más importante te hace sortear la gran piedra del camino nada más comenzar el día, dejándote el resto de la jornada con la satisfación y con las tareas más importantes a tiro de piedra.
También creo que la importancia de hacerlo es directamente proporcional a la dificultad de convertirlo en un hábito. Lo llevo intentando varias semanas, pero al final la mayoría de los días acabo procrastinando…
¿Cuantas tareas de este tipo recomiendas desarrollar cada día? Hay autores que hablan de 1 sola tarea principal por día.
Un placer leerte

José Ramón - 19 enero 2011

100% de acuerdo, Berto.

Creo que es uno de los hábitos productivos más efectivos e importantes. Cuando lo pongo en práctica (me cuesta, lo reconozco) me siento mucho más motivado y satisfecho por lo que temprano en el día ya he conseguido.

Null - 19 enero 2011

Muchas gracias por tu artículo y recomendación, me cae como anillo al dedo este día, así lo probaré desde mañana.
Saludos!

Jose Miguel - 19 enero 2011

Hola Berto, leo tu blog y pongo en práctica tus consejos desde hace tan sólo hace una semana, pero ya estoy notando la diferencia. Lo que empezó con un curioseo sobre el GTD, se ha convertido en la lectura y seguimiento de todos tus artículos.

Muchas gracias por compartir tu experiencia. Un saludo desde Canarias.

johnC - 19 enero 2011

Excelente! mi tarea para mañana: Empezar el día de mañana con una tarea clave

lo probaré gracias :)

LEONARDO - 19 enero 2011

interesante, muy interesante tema, además podria añadise, al momento de acostarse definir como quiero despertarme mañana. esto en cuanto a mi estado de änimo y actitud. AYUDATE A SER FELIZ HOY.

Federico castelló - 19 enero 2011

Cómo sucede a veces, lo obvio a veces es lo que más nos cuesta ver. El reservar la mejor franja del día para HACER, para CREAR y no administrar, resolver marrones u otras tareas de poco valor habría de ser una norma sagrada. Gracias Berto una vez más por hacernos ver lo evidente.

Eri - 19 enero 2011

Esa técnica es muy recomendable. Yo la he puesto en práctica y me ha dado muy buenos resultados. Asimismo, como han mencionado, al cumplir uno o dos de los objetivos del día es recomendable una recompensa, en mi caso me doy tiempo para leer un par de capítulos de un libro de mi interés (incrementar mis niveles de lectura es uno de mis objetivos personales).
Muchas gracias Berto por tus aportes, siempre son muy ilustrativos y nos ayudan a mejorar nuestra productividad.
Saludos!

juque - 20 enero 2011

Haz tocado el fondo de mi procrastinador corazón. Lo haré, por este teclado que toco juro que lo haré, ¡mañana mismo!.

¡Gracias Berto!.

Juan Panadero - 20 enero 2011

Gracias por compartir este planteamiento. Yo propondria tambieen terminar el dia recordando 3 cosas de ese dia que han merecido la pena. De esa manera nos cargaremos de buenas vinraciones para el dia siguiente.

David - 20 enero 2011

Funciona!!

José Miguel Moreira - 20 enero 2011

Bom dia,

Vou experimentar já hoje o conselho.
Berto, quando é que vem a Portugal dar um curso ou conferência?

Rosalía - 20 enero 2011

Mi cerebro funciona como dice tu post. Cuando era estudiante-investigadora ya sabía que la mejor hora para hacer un esfuerzo intelectual es después de dormir -tengo compañeros que prefieren dejarlo para las noches-. Ahora como trabajadora sigo manteniendo esta actitud -hoy mismo, por ejemplo- y única y exclusivamente con los programas que necesito.

Estoy comprobando que el 70% de tus sugerencias ya las estaba llevando a la práctica, pero no era consciente de ellas. Me agrada confirmar que no voy por el mal camino; del 30% restante, como comenté en la última entrada que leí, mejoro notablemente gracias a tus consejos.

Una fiel seguidora de tu blog,

un saludo,

Rosalía

Gonzalo Del Castillo - 20 enero 2011

Inscribible la idea, yo voy a aplicar de inmediato algo de lo que lei en este articulo,

Saludos desde Chile

Jose Miguel - 20 enero 2011

Hola Berto, sé que el tema que aquí se trata es el de las tareas clave, pero me gustaría preguntar un par de cosas sobre las Hipster PDA que mencionaste en el artículo “7 claves para tener éxito con el GTD”, y si lo escribo aquí es porque, por alguna razón, no puedo dejar comentarios allí.

Yendo al grano, no acabé de entender cómo en su momento llegaste a combinar la técnica del GTD con las Hipster PDA… o resumiendo aún más: ¿qué hace a las Hipster tan distintas de un cuaderno pequeño “de toda la vida”, que también puedes llevar en el bolsillo?

Null - 21 enero 2011

Muchas gracias!, sí me ha servido seguir el consejo! hoy me salió un logo con una idea muy bonita!!!
Saludos!

Alan - 21 enero 2011

Me parecio muy similar al articulo de the 99Percent by Behance. No quita el merito, pero deberias hacer referencia a que es traduccion de un articulo original … o es al reves?
http://the99percent.com/tips/6980/Lab-Rat-Do-Your-Most-Important-Task-First

Javier - 21 enero 2011

Pues aparte del tema, no veo similitud en el artículo que cita el comentario anterior, más allá de que, evidentemente, como en cualquier procedimiento, ya sea mejorar la productividad o montar un armario, puedan existir consejos comunes.

Luis Latronico. - 21 enero 2011

Método de Jerry Seinfeld:

http://thinkwasabi.com/2010/12/calendario-papel-nuevos-habitos/

Luis Latronico. - 21 enero 2011

Ni modo. Mañana inicio el día haciendo una Tarea Clave. Ya imprimí un calendario de papel para mi nuevo hábito y seguir el método de Jerry Seinfeld.

Debo escribir 180 cuartillas. Todos los días me levanto a las 4:00 am, leo los periódicos digitales de América y Europa, luego los correos etc. A las 8:00 am no he escrito ni una línea y al final del día la pagina continua en blanco.

Después les comentare los resultados.

Con saludos desde el Caribe.

PD. Tengo tres meses tratando de iniciar el escrito.

Brunichi - 22 enero 2011

Muy muy interesante, lo empezare a probar desde ya. Muchísimas gracias!.

No se si venga de algún libro o articulo, realmente ese tipo de lecturas del tipo “el hombre del millón de dolares” o la de los “no se cuantos hábitos de las personas altamente productivas”, e conocido mucha gente que lo lee y de productivo no le veo ni las ideas, pero este post tiene mucho sentido, en fin nunca lo había pensado pero lo intentaré. Saludos!

Iago Fraga - 23 enero 2011

¡100% de acuerdo! Eso sí, a menudo hay tareas que no sabes si vas a ser capaz de hacer o que requieren la contribución de terceros o el uso de servicios que a primera hora no están disponibles.

Por ello mi pequeño matiz: hacer una de las grandes tareas “que seas capaz de hacer independientemente”.

Un saludo

Diseño Web - 24 enero 2011

Nunca lo había visto de este modo. Creo que es una buena manera de empezar el día.

Lo probará, sin duda.

Gracias por el artículo.

Un saludo.

José Luis.

Miguel - catering para comuniones - 24 enero 2011

Tienes mucha razón Berto, no tiene mucha ciencia, pero a la vez es mucho más difícli de llevar a cabo de lo que parece, nos falta la autocisciplina suficiente para poder realizarlo. La de veces que me propongo yo esto al llegar a la oficina y nada, acabo abriendo el email, atendiendo a mis compañeros. Pero sigo en la lucha, mejorando “granito a granito”

Patricia - 25 enero 2011

Gracias!! Para mi es una metodología novedosa, me gusta su perfil, incursionare en ella. Un Gusto por tu aporte sigamos adelante!! …

Sergio - 25 enero 2011

Mi primer tarea clave de todos los días es tomarme un buen capuccino expresso para despabilarme. Después todo lo demás.

Génesis - 25 enero 2011

Uno que se anima a provarlo! ;) me parece la mar de interesante el artículo. Saludos!

Cristina - 26 enero 2011

La verdad es que intento trabajar como lo recomienda Berto y me va bastante bien. Creo que hay que añadir a todo ello, que es necesario planificarse unas pausas durante el día. Yo aprovecho estos momentos para leer/contestar mails “sencillos”, navegar por Internet, consultar mi fb. También he “carpeteado” mi Outlook de forma que los mails muy importantes (clientes, jefe, marido:-) se van a una carpeta que miro con detenimiento y, los otros a otra carpeta que miro durante mis “pausas mails”. Antes de irme a casa, repaso mi día para ver si he podido hacer todo lo que tenía planeado o no. Como, en mi empresa, trabajamos con el programa Workmeter, si veo que no he podido cumplir con “mis objetivos”, puedo ver exactamente todo lo que he estado haciendo, si he tenido muchas interrupciones (como llamadas, reuniones no planificadas, “marones” que te pasan algunos colegas) o si simplemente me he dispersado. En general, todos estos trucillos me ayudan a ser más productiva y disponer de más tiempo.tiempo.

Oscar - 29 enero 2011

No puedo estar más de acuerdo. No sabía que había tanta gente que pensase lo mismo :-)

Federico castelló - 30 enero 2011

En línea con este excelente post de Berto recomiendo este artículo de EL PAIS

“Un mundo distraído”
http://www.elpais.com/articulo/portada/mundo/distraido/elpepuculbab/20110129elpbabpor_3/Tes

Ivan - 31 enero 2011

Estoy totalmente de acuerdo. De hecho yo voy más allá, me levanto un par de horillas antes de ir a trabajar para llevar a cabo mis propios proyectos, ya que si lo hago al revés estoy demasiado cansado y acabo procrastinando.
Es el págate a tí primero de Kiyosaki aplicado a la productividad personal ;)

Por cierto, acabo de conocer este blog y estoy encantado.

Luis - 31 enero 2011

Uno mas que se apunta para probar este método

Roberto Amores Gallegos - 11 febrero 2011

Listo, estoy convencido, es algo que todos sabemos intuitivamente, pero que no hacemos por falta de disciplina, a obligarse para que se convierta en un buen habito……

Los Comentarios están cerrados.