El Factor Clave de Éxito que no Todos Conocen: Miniobjetivos

Al hablar de objetivos muchos tienden a pensar en grandes cosas que tal vez implican grandes cambios y esfuerzos. Pero los objetivos también pueden ser cosas más pequeñas, menos llamativas, más asequibles pero igualmente importantes en términos de resultados.

Fijarse objetivos encierra más complejidad de lo que parece a primera vista:

  • O bien fijamos objetivos inalcanzables.
  • O bien fijamos objetivos realizables pero no de la forma que queremos.
  • O bien fijamos objetivos a conseguir en plazos demasiado cortos.
  • O bien fijamos objetivos etéreos, ambiguos o poco concretos.
  • O bien fijamos objetivos que definimos mal o que no tenemos claro.
  • O bien fijamos objetivos que al final no se traducen en el día a día.

Con el tiempo he descubierto la utilidad de sustituir los objetivos, los más o menos grandes objetivos, los más o menos ambiciosos objetivos, los más o menos inspiradores objetivos, los más o menos deslumbrantes objetivos, por algo más pequeño-asequible-manejable-concreto: son los miniobjetivos.

El primer gran beneficio de los miniobjetivos es que te lo ponen todo más fácil. Descomponen el gran objetivo en pequeños pasos y te permiten caminar con menos dificultad. Trabajar y vivir con miniobjetivos es caminar hacia grandes objetivos con pasos más cortos. No importa el tamaño de tus pasos, importa que los des. Hacia delante.

El segundo es que te permiten avanzar hacia mayores empresas con cosas que ves y haces todos los días. Son pequeños y cotidianos, los haces y los repites, y tienes sensación real de progreso.

«Nada es particularmente difícil si se divide en pequeñas cosas» — Henry Ford.

Yo puedo proponerme escribir un libro dentro de un año o mejorar la forma en la que me expreso; o bien puedo proponerme escribir 15 minutos… cada día.

Yo puedo proponerme mejorar mi capacidad de concentración o no caer en distracciones digitales; o bien puedo proponerme cerrar el email e ignorar el móvil… al empezar el día.

Yo puedo proponerme mejorar mis habilidades técnicas o dominar una aplicación concreta; o bien puedo proponerme aprender un nuevo truco o técnica… cada día.

Yo puedo proponerme mejorar mi forma física o perder x kilos; o bien puedo proponerme salir a caminar o hacer ejercicio 30 minutos… cada día.

Yo puedo proponerme mejorar mi currículum o aprender un nuevo idioma; o puedo proponerme aprender tres palabras en inglés y una nueva expresión… cada día.

Cuando uno quiere pasar «de la teoría a la práctica», como muchas veces decimos, empezar de una vez sin caer en el clásico «a ver si encuentro un rato», la mejor estrategia es fijándose un miniobjetivo, para hoy mismo, para ahora. Y repetirlo hasta la saciedad.

No te quedes aquí, descubre más...

Sobre el Autor

Artículo escrito por Berto Pena. Mi misión es ayudarte a que trabajes de forma eficaz y a que tomes el control de tu vida. Con hábitos y recursos inteligentes, vas crear, como hice yo, una versión mejorada de ti. En este Blog te cuento cómo...

Rafael Hernamperez - 9 abril 2013

Buen consejo, Pena. Hay un axioma que se suele utilizar en informática: “Divide y vencerás”. Esa es la clave

jairzinho - 10 abril 2013

Tiene mucha lógica todo esto se come de poco a poco no se traga todo de una sin saborearlo así se logran los objetivos que nos transamos en la vida

Flames - 10 abril 2013

Muy buen consejo. Muy sencillo.

Y por si a alguien le sirve:

http://homominimus.com/2013/03/21/piensa-a-lo-pequeno/

Marcos - 10 abril 2013

Tremendo Berto!! Que simples son las cosas y cuanto nos gusta complicarlas!!
Gracias por ayudarnos con tu pagina y tus posts a ser un poquito mas productivos cada día ;)
Un saludo!!

Daniel Grifol - 14 abril 2013

Completamente de acuerdo. La única forma de hacer grandes cosas es plantearse la meta y dar pequeños pasos.

No solo ayuda a que no nos desmoralicemos, sino que analizado objetivamente es la única forma de conseguirlo.

María - 15 abril 2013

Pues precisamente hace unos días, en una nueva etapa de trabajo, estaba haciendo una tarea de adelgazamiento de objetivos… Siempre he trabajado mejor -con mejores condiciones mentales, más positivas- cuando sabía que disponía de un cierto tiempo para una actividad. Pero la realidad se impone. Observé todo lo que dejaba de hacer durante una semana porque no había tenido esa hora “de tranquilidad” para abrir el proyecto.
Así que he cambiado radicalmente: 30 minutos o 45, o 15 si es lo que hay, pero frecuencia y constancia. No pudo decir que lo tenga todo bajo control (sigo trabajando mejor cuando tengo horas por delante), pero es más realista y fructífero sin duda. Los proyectos importantes todos los días, aunque sea poco tiempo y dedico un poco más de tiempo una vez al día a cada proyecto, siguiendo un sistema de rotación. Parece que me funciona. Gracias, Berto!

JC - 15 abril 2013

Interesante truco para cortar la procrastinación con proyectos que parecen demasiado grandes o complicados. Como dice el viejo refrán: “Aun el camino más largo siempre comienza con el primer paso”

Saludos

JC
http://comomeorganizo.blogspot.com
Twitter: @ComoMeOrganizo
Ultima Nota: Prioridades – El Método del Bombero

Olmo Axayacatl - 6 junio 2013

Interesante enfoque el de los miniobjetivos Berto. Soy de los que les gusta ponerse superobjetivos pero con mi ritmo de vida actual es complicado cumplirlos, de modo que comenzaré a “dividir para vencer”.

adolfo - 8 junio 2013

Yo conozco a uno q se está comiendo un elefante a trozitos. lleva cuarenta años pero con pequeñas metas está consiguiendo pequeños objetivos.creo q lleva una pata y un trozo de oreja

David Valín - 10 junio 2013

Excelente nombre que le has puesto. Veo los objetivos grandes como enormes bloques de tiempo que hay que colocar en la agenda. El problema es que los días tienen 24 horas que no podemos dedicar enteras a trabajar.

Por lo que un objetivo grande es un montón de tareas que debemos realizar en días diferentes. Y ésto se vuelve abstracto para nuestra mente, que necesita objetivos tangibles y pequeños. De hecho, definir miniobjetivos es la única manera de alcanzar objetivos grandes…

¡Gracias!

Los Comentarios están cerrados.