Podcast #09: Cómo distinguir las Urgencias y acertar

Distinguir las Urgencias no es algo que últimamente se nos dé bien. Más bien lo contrario. Cada vez más nos ahogamos en vasos de agua. Nos dejamos llevar por cosas que podrían esperar, pero que tiran de nosotros para dejarlo todo y atenderlo.

Podcast - Cómo distinguir las Urgencias

Si fuera algo puntual, pues, hombre, tampoco pasa nada. No hay que hacerse cruces por cualquier cosa. El problema es que es algo diario. Incluso que se repite varias veces en un mismo día.

El que algo llegue de repente, o que alguien te traiga algo y te dejes llevar dejando a medias algo, tiene mucho del Síndrome de lo Último. Pero también de nuestra cada vez mayor incapacidad para distinguir (bien) lo que es un imprevisto de una urgencia.

El impacto de hacerlo mal…

Sea por una razón o por la otra, las consecuencias son las mismas. Y no son nada buenas para ti…

  • Dejas sin terminar algo que podrías haber cerrado.
  • Te desvías de tu plan de trabajo. Tal vez objetivos del día o de la semana.
  • Te cargas de agobios, ansiedad o estrés. Vas a trabajar vivir mucho peor.
  • Puede que involucres a más personas, impactando a su vez sus propios planes de trabajo.
  • Y lo peor: sientas un precedente que tiende a repetirse. Porque cuando uno se ahoga en un vaso de agua, se ahogará también en el próximo que aparezca.

Saber distinguir claramente entre imprevistos, falsas urgencias, y urgencias de verdad, es una disciplina en la que hay que sacar matrícula. No hacerlo bien sin más, sino destacar.

En este episodio de mi Podcast te cuento mi plan de tres pasos para no dejarme llevar, y aumentar las posibilidades de acertar. Aplícalo, porque tal vez dentro de unos pocos minutos te esté esperando una falsa urgencia.


¡SUSCRÍBETE!

No te pierdas ningún Episodio

iVoox

Spreaker

iTunes

Sobre el Autor

Artículo escrito por Berto Pena. Mi misión es ayudarte a que trabajes de forma eficaz y a que tomes el control de tu vida. Con hábitos y recursos inteligentes, vas crear, como hice yo, una versión mejorada de ti. En este Blog te cuento cómo...