Los 7 falsos mitos de la Productividad

Productividad. Alrededor de esa palabra hay muchas mentiras y falsos mitos. Algunos muy divertidos que me arrancan una sonrisa al escucharlos, otros menos graciosos; y quienes vivimos y amamos esto (sí, lo amo porque es la forma de vida que yo voluntariamente he elegido) sentimos la necesidad de aclarar o explicar.

En el último año he hablado sobre Productividad cara a cara a más 5.000 personas. Eso sin contar a otras personas como tú, que a diario leen este blog, otras que han comprado mi libro o las que por Internet disfrutan semanalmente de mi curso online.

Para mí el contacto con la gente es esencial a la hora de aprender y mejorar, de encontrar soluciones a problemas que me plantean y de adaptar y traducir algunas de mis ideas al día a día real de las personas. Pero esas conferencias, charlas, cursos y clases, también me ha dado la oportunidad de ver lo equivocados que muchos están a la hora de pensar en “Productividad” Personal.

Tres tipos de personas

En todos esos encuentros me he encontrado principalmente con tres tipos de personas:

  1. Los que se duermen mientras hablo.
  2. Los que están abiertos a un cambio, a mejorar, y reciben el mensaje de buen grado.
  3. Los que se cierran en banda. Escépticos, reacios, críticos o abiertamente destructivos.

Los que más me interesan son los últimos.

¿Mitos o Mentiras?

Mucha gente me pregunta por qué me dedico a esto. Por qué abandoné las empresas e inversiones en las que estaba metido. Por qué cambié la temática de un blog de Mac a uno de “productividad”. Por qué trabajo en solitario recorriendo aeropuertos de toda España con mi portátil y mis ideas… Porque quiero. Porque lo he elegido así. Porque la “Productividad” y los cambios que yo mismo experimenté en mi vida fueron TAN grandes y TAN buenos, que me dije a mí mismo: “Esto tengo que contarlo a los demás”. Y el único modo que tengo de hacerlo es cara a cara y utilizando las inimaginables posibilidades de Internet.

Y en esa labor de contárselo a los demás también intento incluir —siempre que puedo— algunos de los prejuicios, mentiras, falsos mitos o asunciones equivocadas que muchos tienen sobre la Productividad o la Gestión Personal. Porque creo que en el conocimiento está la comprensión.

Falsos mitos hay muchos más, pero a continuación he recogido algunos de mis favoritos o los que más se repiten (sin un orden en especial):

1. Te convierte en una máquina que trabaja más

Yo, ahora, diariamente trabajo 4 horas menos que hace cinco años. Sin embargo mi trabajo tiene más calidad (creo), he conseguido tiempo para mi ocio personal y para hacer otras cosas distintas. Sin duda no trabajo más pero el tiempo que trabajo lo aprovecho y lo hago mucho mejor. La Productividad te da Creatividad, Capacidad, Atención, Resolución y Claridad mental. Todo está a tu servicio para trabajar de forma inteligente, no “como un burro”.

2. Todo está planificado, programado y es muy rígido

Planificar es un coñazo. Alguien tenía que decirlo. Las listas, las tareas y las revisiones son una pesadez. Pero lo hago porque todo eso me hace mejor. Planificar tareas te permite conocer mejor el terreno que pisas, no caer en la improvisación, no actuar como una cadena de montaje y adaptarte y reaccionar mejor ante imprevistos, marrones y crisis. La planificación precisamente te da flexibilidad.

3. Soy un desastre, es imposible que yo cambie

Todo el mundo puede cambiar pero no todo el mundo lo consigue. Yo era un absoluto desastre en muchas cosas y sin embargo he logrado cambiarlas porque aprendí (o alguien me enseñó) a hacerlo. Intentarlo a ciegas, en plan prueba-error, “a lo burro” o siguiendo el “ya verás cómo yo puedo”, generalmente no funciona. Precisamente la Gestión Personal te dice cómo puedes cambiar para mejorar lo que no funciona.

4. Internet y las redes sociales son una trampa

Sólo son trampas si al caer te haces daño, si haces un mal uso de ellas. La Tecnología e Internet no son malas en absoluto. Son nuestros malos hábitos los que hacen que las veamos en clave de improductividad. Si tienes claro lo que quieres, lo que tienes que hacer y el papel que juega cada una, te cuesta menos poner “cada calcetín en su cajón”. Yo ahora hay días que no me conecto a Internet en todo el día… otros en cambio estoy más conectado, y en ambos caso sigo respirando (¡oye!).

5. Yo tengo mi propio método, me va bien con mis post-it

Hay gente que sigue guardando el dinero debajo del colchón porque no se fían de los bancos. No se puede forzar a nadie a abrazar los avances ni tampoco obligarle a mejorar. Si te va bien como te va y tú eres feliz con lo que tienes, te saludo, te doy mi enhorabuena y te invito a seguir con tu camino. Yo prefiero estar abierto a mejorar, a aprender y adoptar un “método” nuevo, si eso me facilita la vida.

6. Soy improductivo por culpa de los que me rodean

Tu jefe, tus compañeros, clientes, proveedores… Tu Productividad Personal no sólo depende de ti pero SIEMPRE empieza por ti. Hay infinidad de gestos, rutinas y hábitos que sí puedes cambiar (mejorar) y que supondrían un giro monumental en tu vida o en tu trabajo. En tu mano está en empezar. Claro que primero hay que querer.

7. Todo suena muy bien pero en el mundo real esto no funciona

Quizá yo y los millones de personas que practicamos la Productividad vivimos en un universo paralelo o en los Mundos de Yupi. Yo creo que no, vivimos y trabajamos aquí. Si algo te da la Gestión Personal es respuestas, es el qué he de hacer, es el cómo demonios puedo enfrentarme a esto o a esto otro. Luego tú decides si te lanzas, si lo haces o si te quedas como estás.

Al final, todo es cuestión de elegir.

No te quedes aquí, descubre más...

Sobre el Autor

Artículo escrito por Berto Pena. Mi misión es ayudarte a que trabajes de forma eficaz y a que tomes el control de tu vida. Con hábitos y recursos inteligentes, vas crear, como hice yo, una versión mejorada de ti. En este Blog te cuento cómo...

  • Flames

    1.- Me encantan las fotos que sueles poner. Resumen el tema de maravilla.

    2.- Este “artículo” es como un concentrado de varios y de un montón de píldoras productivas. Muy aleccionador y muy positivo. De lo mejor.

    3.- Me apunto especialmente al apartado 1. Las veces que mejor me ha ido con la productividad (usando POMODORO) lo he utilizado para liberar tiempo para otras tareas o para ocio.

    4.- Esa valla que parece en la fotografía está en nuestra mente la mayor parte de las veces.

    Muchas gracias por tus “consejos”.

  • Un artículo genial, como siempre Berto.

  • rauldm

    100% de acuerdo contigo Berto. A mi lo que más me ha costado/me cuesta es lo lento que soy yo en conseguir estos cambios..y en lo perezoso que soy… la verdad es que muchas de las cosas que propones se pueden resumir con un “pon sentido común en tu vida”, al menos bajo mi punto de vista eh, sin embargo el esfuerzo para cambiar hábitos a veces me es enorme… y fracaso estrepitosamente… probablemente porque llevo demasiadas cosas acumuladas y hábitos improductivos acumulados… es probable que en breve cambie de oficina, trabajo y país y creo que me irá bien para hacer un reset y empezar de 0 a aplicar muchos de tus consejos…
    es verdad que muchos tenemos esos mitos, yo mismo cuando empezaste a contarnos tus experiencias con la Productividad pensé: joder que envidia, yo nunca podré ser así o trabajar así… sin embargo poco a poco te das cuenta que cambias, que mejoras y que no has de ser como otro, tu vas encontrando poco a poco tu “yo” productivo.

    gracias por tantos consejos! tanto productivos como del mundo Mac/Internet porque son una delicia! :) un saludo Berto

  • Jose Miguel Vives

    Excelente! Te has salido con esta entrada. Enhorabuena.

  • Yo de mayor quiero escribir como lo haces Berto. ¡Gran articulo!

    Creo que es mejor enfocarse a ayudar y acompañar a la gente que si está dispuesto a vivir un cambio y transformar su vida, que intentar convencer a los que no están abierto a un cambio. Sería muy improductivo…

    Ahora bien, los que duermen en tus charlas si tienen todo mi respeto. Una siestita al día es una práctica muy saludable, da igual donde toca, en el sofá o en tu charla!

  • gracias por ayudarnos a qué la vida es más fácil … tus consejos parecen tan simples, pero lo que cuesta es ponerles en la práctica … gran artículo!

  • Muy buen post! Yo soy de los que esta abierto a nuevos metodos de productividad… pero no me gusta cambiar de “metodo” muy seguido porque no lograria sacarle el maximo provecho al que aplico.

  • Everd

    Muy buen post como siempre Berto, te felicito!

    Sobre todo darte las gracias por elegir el compartir y transmitir tus experiencias con todos nosotros, yo en lo personal te lo agradezco ya que me han ayudado a cambiar mi forma de trabajar y vivir!….

  • Juan Varios

    Buenas Berto
    Excelente artículo, como casi siempre. Felicidades.

    Un día podrías hacer un articulillo justamente para saber cómo gestionar el trabajar con la mezcla de un hiperproductivo enfermizo y perfeccionista a la vez. Justamente se me ha dado el caso, y han sido 2 meses de mala leche. Si quieres lo hablamos un día, por email, o dentro del curso.

    Saludos

    Juan

  • :) Buena entrada. Precisa.

  • Me pareció muy interesante tu artículo, yo mismo estoy intentando entender los mecanimos que hacen a las personas más efectivas. Espero lean mi último post, en donde tambien hablo un poco sobre este tema.

  • Buen artículo Berto. Un abrazo!

  • Gran post Berto, me encantó. Más y más tengo la impresión que los artículos con viviencias propias al final son las que más conectan ;)
    Yo lo que más escucho es el “si los otros fueran más productivos, yo también lo podería hacer”, pero en mi experiencia… hasta los jefes se pueden educar para que respeten maneras más productivas de trabajar. Aunque no lo accepten para si mismo, con un poco de paciencia lo aceptarán en ti. El argumento “para que yo pueda trabajar más y mejor para Ud (se llevar la gloria)” no falla casi nunca ;)

  • Excelente artículo, Berto. Personalmente yo he sido creyente, en mayor o menor medida, de casi todos estos mitos y ha sido muy agradable vivir el (largo) proceso de irlos desmantelando. Como siempre, el principal impedimento para mejorar en cualquier área son nuestros propios prejuicios!

  • Rodrigo figueroa

    Muy bueno tu post y en general la web entera, me gusto la parte donde dices una gran verdad Planificar es un tedio absoluto, pero una de las grandes virtudes de nuestra inteligencia human es justamente desarrollar esa capacidad de anticiparse a las acciones o escenarios que el futuro nos impone y no ir en la vida improvisando que a veces es un desperdicio de energia que no nos lleva a mejorar nuestro trabajo…

    Obviamente no todo en esta vida se puede planificar la realidad también tiene un componente aletorio que rompe los esquemas prefijados, pero en aquello que quieres ser “Constante”, debes pensar muy bien tus pasos antes de hacerlo, entre mejor lo pienses, entre mejor planifiques, el efecto sera siempre un trabajo mas eficiente…

    Saludos desde Chile

  • Carlos

    La verdad sea dicha, no puedo debatirte nada, tienes toda la razón del mundo, y me esta picando mucho ese curso que pronto empezare porque actualmente yo soy un caos por completo, ahora sin trabajo estable me he dado cuenta de que he perdido muchísimo tiempo entre foros de la red, siendo absolutamente improductivo.

    Ya va siendo hora de cambiar.

    Contigo siempre se aprende yo espero poder seguir leyendote mucho tiempo.

  • Danilo

    “Falsos mitos”. Entiendo lo que has querido decir pero creo que con la palabra “mito” era suficiente. “Mito” es algo ficticio, en una de sus acepciones. Sin embargo, un “falso mito” sería algo ficticio que en realidad no lo es.

  • Edison ochoa

    Muy Buenos Tus aportes , Gracias

  • Todo mundo desde su trinchera (familia, trabajo, escuela, gobierno) deberíamos hacernos esta reflexión para ver que tanto nos hacemos “patos” y fingimos como que estamos ocupados, cuando en realidad nos engañamos y frenamos el avance de nuestra organización.

    Excelente artículo Berto Pena, hemos difundido tu sitio para que más gente tomemos conciencia sobre cómo utilizamos nuestros recursos realmente.

    Un saludos y felicitaciones.